Turismo online, el mejor destino

Lejos de ser un área complementaria de la industria turística, el mundo digital constituye un aspecto indispensable del funcionamiento de cualquier empresa, independientemente del mercado en el que se desarrolla. La industria turística no es la excepción.

Ya sea se trate un hotel, un lugar de esparcimiento o restaurante, la presencia en internet es una tarea que resulta entre las más importantes para cualquier empresa o profesional que trabaja en este sector. Esto ocurre por varias razones, que además son fácilmente comprobables en la práctica y el día a día.

En primer lugar, porque está absolutamente comprobado que los clientes actuales y potenciales utilizan las redes sociales, sitios de recomendación y metabuscadores para explorar y conocer diferentes propuestas de viajes y esparcimiento. De acuerdo a un estudio realizado por la Cámara Argentina de Comercio Electrónico (CACE), el 62 por ciento de las compras se originan en un buscador online, más precisamente en Google.

Es decir que la elección de un sitio para alojarse, una salida en familia o un trayecto de viaje, suelen tener sus inicios en la información disponible en el mundo online. Para quienes nos dedicamos a esta industria, esto se traduce en la necesidad de contar con una estrategia enfocada en los medios digitales clara y continua.

Un consejo básico y esencial tiene que ver con la necesidad de conocer y optar por agencias de marketing digital especializadas en estas tareas como aliados del negocio.

Tercerizar este aspecto del trabajo es una recomendación natural, dada la especificidad de esta tarea, poco relacionada con la industria turística en sí misma. Es decir que los conocimientos necesarios para la industria de los viajes, no está en principio emparentada con la lógica de los buscadores o redes sociales.

Aún más difícil resulta en el caso de una pequeña empresa, ya que poder abarcar todos los aspecto que supone lograr una presencia online homogénea y preponderante en forma regular, requiere de habilidades específicas.

 

Un plan digital supone varios sectores, entre ellos, la propia página corporativa, las redes sociales, la información que circula sobre nuestro negocio, la opinión de los usuarios y la atención online. Todos son elementos de este engranaje, que puede potenciar o obstaculizar nuestro trabajo, sino se los atiende y relaciona correctamente.

Además, no existen fórmulas generales, sino que cada compañía debe encontrar su punto de equilibrio y sobre todo tomar nota de los propios resultados para redirigirlos en caso de ser necesario.

El posicionamiento web es una de las estrategias más utilizadas por las pymes y grandes empresas, fundamentalmente porque da respuesta a una de las acciones naturales de hoy: la búsqueda en un motor online de contenido e información sobre un producto o servicio.

Lograr estar en los primeros puestos en el momento en el que nuestro potencial cliente está buscando datos relacionadas con nuestro servicio es, seguramente, un objetivo común cualquier negocio. Pero claro, identificar las palabras o términos por los cuales llegan a nuestro sitio web es un verdadero arte, que requiere de conocimientos y profesionalización en el tema.